LOS NEGROS DURANTE LA COLONIA

Los negros durante la colonia

Por Juan Candela 

En el siglo XVI no solo llegaron los invasores hispanos con su cristianismo y enfermedades, también llegaron a nuestras costas los africanos, que en un inicio fueron traídos en calidad de esclavos. Cabe recordar que cuando Alonso de Molina descendió en Tumbes, lo hizo con un negro que causó una fuerte impresión en los indígenas (esto fue durante el segundo viaje de Pizarro).

Como ya se mencionó, los primeros negros fueron esclavos, pero al pasar el tiempo encontramos negros libertos y cimarrones, además de una serie de nombres que recibían por su condición u ocupación; a continuación se hará un recuento de las principales denominaciones que tenían los negros en la colonia:

a) Piezas de ébano: eran los negros esclavos, tratados como mercancia, es decir se compraban y vendían. La posesión de gran cantidad de esclavos era motivo de admiración entre la nobleza y el populacho.

b) Los libertos u horros: estos negros habían comprado su libertad o se la habían concedido por gracias (voluntad de su amo), los que compraban su libertad lo hacían a travé del ahorro que conseguían cuando sus amos los alquilaban (el negro obtenía un porcentaje para su alimentación y de allí ahorraba para comprarse). Los horros luego se dedicaban a trabajar para liberar a su mujer y sus hijos.

c) Los cimarrones: eran los esclavos fugitivos, estos habían huido de las haciendas u otros centros de explotación; los cimarrones para autosostenerse se dedicaron al robo, ellos se concentraban en palenques (ranchos) donde formaban una comunidad que se brindaba protección.

d) Los mogollones: estos personajes eran negros especializados en la persecución de sus hermanos de color, es decir se dedicaban a perseguir a los cimarrones.

e) Los bambos: aquí encontramos a los negros infantes, los niños.

f) Los muleques: en este grupo se encontraban los negros adolescentes.

g) Los ladinos: eran los negros que habían aprendido el castellano.

Luego de la breve mención de las diversas denominaciones de negros en el Perú colonial, pasaremos a ver que la comunidad negra no fue cerrada sino que se entremezcló con la sangre indígena y la blanca: de la unión de un negro y un nativo emergía el zambo, y cuando un blanco se reproducía con una negra salía el mulato (moreno sacalagua).

Finalmente, los negros fusionaron sus costrumbres con las andinas y españolas de esa forma nació la cultura afroperuana; como dijo Ricardo Palma "en Perú quien no tiene de inga, tiene de mandinga".