26 abr. 2008

LA DIARQUÍA INCAICA

Sapa Inca Pachacútec

La diarquía incaica

Por Juan Candela

La tradición andina tiende a dividir el gobierno de una comunidad en dos mitades, donde ambas se complementaban, pero a pesar de ello una de esas mitades tenía mayor estatus y poder. La división clásica de los ayllus era en Hanan y Hurin, siendo el sector Hanan el predominate en una situación normal. Los cronistas españoles al analizar la estructura política del Tahuantinsuyo (imperio Inca) no concibieron la posibilidad de un gobierno diárquico debido a sus concepciones mentales (visión occidental).

Debemos recordar que por el simple hecho de ser una diarquía no debemos de concebir que ambos reyes eran iguales, sino que ambos se complementaban en el marco de la dualidad andina. En el caso incaico, según Waldemar Espinoza, estudioso en lo referente al Tahuantinsuyo, la diarquía se encontraba presente en Taypicala la antigua ciudad capital de la cultura Tiahuanaco de donde eran originarios los Incas.

Luego de la destrucción del estado Tiahuanaco por las invasiones aymaras a fines del Horizonte Medio, el sector Hurin de Taypicala huyó mientrás que el Hanan fue vencido (sólo escaparon algunos ayllus Hanan que se sometieron a los Hurin). Los líderes Hurin son los que dirigen la migración y llegada al Cusco (Accamama), donde gobiernan como los Hurin Cusco (iniciados por Manco Cápac) sin darle poder a los Hanan. Posteriormente, con el advenimiento de Inca Roca, quien conspiró contra Cápac Yupanqui, se reinstaló la diarquía y con ello el poder político y militar volvió al sector Hanan. A partir del reinado de Inca Roca se inicia la dinastía denominada Hanan Cusco.

Con Pachacutec se consolida el poder Hanan sin embargo siguieron existiendo los reyes hurin que provenían del Ayllu Tarpuntae y de allí se escogía al Villac Umu ( Sumo Sacerdote Solar). La relación entre el Sapa Inca (Jefe Hanan) y el Villac Umu (Jefe Hurin) era de complementariedad, representaban a las dos mitades del Cusco, el Sapa Inca o Rey Hanan tenía a su conducción la política, administración y gobierno en general de la etnia Inca; mientras que en el aspecto religioso destacaba el Rey Hurin. El Sapa Inca era reconocido como el Hijo del Sol mientras que el Villac Umu era el siervo del Sol, ahí se ve claramente la diferenciación jerárquica entre ambos.

La diarquía en el mundo andino es un tema que se estudio gracias a las visitas como las de Chucuito y al estudio de testamentos elaborados por los curacas. La dualidad o complementariedad del mundo andino no sólo se da en lo político sino en lo social, religioso, económico, etcétera. Finalmente no se debe confundir diarquía con la institución del correinado, el cual se expresa a través del gobierno de Sapa Inca con su Auki (príncipe heredero).