30 sep. 2009

LA LLEGADA DE CRISTÓBAL COLÓN A ESPAÑA

Cristóbal Colón y fray Antonio de Marchena, su primer amigo en España.

1485 fue un año muy triste para Cristóbal Colón:
la Corona portuguesa rechazó sus planes, y falleció su joven esposa Felipa Muñiz. El genovés y su hijo Diego, de 9 años, enrumbaron entonces a la ciudad de Huelva, al sur de España. Allí vivía doña Birolante Muñiz, su cuñada. El genovés le pedirá que cuide a su primogénito mientras gestione el apoyo de los Reyes Católicos a su gran proyecto de navegación al continente asiático.

Antes de llegar a Huelva Colón pasó por el Monasterio de la Rábida, donde, para su fortuna, conoció al sacerdote Antonio de Marchena, hombre muy aficionado a la cosmografía y con influyentes amigos en la Corte Real de Castilla. Marchena se interesó mucho por el proyecto del navegante y no dudó en darle cartas de recomendación, para que sus conocidos lo ayuden a obtener audiencia con los Reyes Católicos de España. Colón recuperó un poco de alegría, y agradeció a la Virgen María.

Monasterio de La Rábida, al suroeste de España. Foto: Kikamen (Flickr).