18 feb. 2010

ANTECEDENTES DE LA JUNTA SUPREMA DE CARACAS DE 1810

Simón Bolívar y la bandera de Venezuela. Foto: El Código (Flickr).


Antecedentes de la Junta Suprema de Caracas de 1810

Desde fines de 1807 España estaba ocupada por las tropas de Napoleón Bonaparte, y desde junio de 1808 tenía como rey usurpador a José Bonaparte, más conocido como “Pepe Botella”. El pueblo español se había levantado en armas para expulsar a los franceses y devolverle la corona a Fernando VII, “El Deseado”. Mientras tanto, en Sevilla los patriotas formaron una “Junta Central Suprema” que gobernaba en nombre del legítimo rey que estaba cautivo en Francia.

Los acontecimientos que ocurrían en la península repercutieron notablemente en las colonias de Sudamérica. Muchos criollos de ideas reformistas y separatistas vieron que era una preciosa oportunidad para aflojar y hasta romper las cadenas que sujetaban sus países al Imperio Español.

En Venezuela los conspiradores independentistas se reunieron con mayor frecuencia desde comienzos de 1810. Eran criollos aristócratas y terratenientes, oligarcas llamados “los mantuanos”, poseedores de riqueza y prestigio social, pero ambiciosos del poder político que España siempre les había negado. Los más activos eran José Félix Ribas, José Rodríguez del Toro y los hermanos Juan Vicente y Simón Bolívar. A ellos se había unido el sacerdote chileno José Cortés de Madariaga, quien en Europa había hecho amistad con el famoso prócer Francisco de Miranda.

El Capitán General de Venezuela Vicente Emparán había sido nombrado por José Bonaparte, pero antes de viajar a Caracas juró fidelidad a Fernando VII y fue ratificado por la Junta Central de Sevilla. Emparán, de gustos afrancesados, se había tratado de ganar la amistad de los aristocratas criollos de Caracas, invitándoles a fiestas y tertulias, pero los mantuanos trabajaban secretamente para acelerar su caída. El día elegido para iniciar la lucha por la independencia fue el 19 de abril de 1810; era “Jueves Santo”.